Gamesa ha comprado a Areva la mitad de la sociedad conjunta Adwen por 60 millones de euros, que permitirá despejar el proceso de fusión en el que se encuentra al compañía española con la división eólica de Siemens.
Según la Comisión Nacional de los Mercados de Valores, la deuda de Adwen asciende ya a los 240 millones de euros y hay un préstamo de accionistas de Areva a Adwen que está conectado a la constitución de la sociedad cuyo saldo es de 211 millones de euros.Gamesa asumirá, tras la compraventa, 80 millones de euros.

Esta operación no tendrá efecto sobre la caja ni la deuda con las que contribuirá Siemens. Su unión dará como fruto un líder eólico mundial con unos ingresos que llegarán a los 9.300 millones de euros y una cartera de pedidos de 20.000 millones de euros.

Según ha informado la CNMV,“Siemens recibirá acciones de nueva emisión de la compañía resultante representativas del 59% del capital social, mientras que los accionistas actuales de Gamesa tendrán el 41% restante”.