No parece que el movimiento al alza del euro frente al dólar tenga mucho más recorrido. Eso, al menos, es lo que prevén los analistas que consideran que la macro y los distintos momentos por los que pasan el BCE y la FED podrían sustentar un movimiento al alza de la moneda estadounidense. Eso puede, claro, sustentar a la bolsa del Viejo Continente.

El euro se coloca por encima de la cota de 1,23. A pesar de haber cedido algo desde los máximos de este año, que se colocaron por encima de 1,25, la moneda europea cotiza en máximos de tres años con respecto a la estadounidense. El desplome de Inditex en bolsa la pasada semana por el efecto que la divisa va a tener sobre sus cuentas el pasado año muestran por qué la moneda es un lastre para el mercado europeo.

Sin embargo, son muchos los expertos que descuentan que el rally del euro podría tener poco recorrido desde los niveles actuales. Chris Iggo, el director de inversión en divisas de Axa Investment Managers, explica en una nota a sus clientes que “dado el nivel de EURUSD (por encima de 1,20, creo que es difícil ser muy optimista con respecto al euro ya que una mayor fortaleza puede convertirse en un problema para las compañías europeas y para el crecimiento de las exportaciones”.

EURUSD

Independientemente, los analistas creen que hay otros motivos que van a sustentar la reversión de la tendencia de este par de divisas.

En opinión del experto de AXA IM, “el BCE no está todavía en posición de cerrar el dferencial de intereses con la FED”. Mientras que el Banco Central Europeo apenas ha comenzado con el tapering y no se esperan subidas de tipos al menos hasta 2019, en Estados Unidos se prevén tres o cuatro subidas más  este año que dejarían los tipos muy cerca del 2,5%.

Ben Randol, experto de Bank of America, señala que “la tendencia de debilidad del dólar se ha estabilizado desde finales de enero. Creemos que esto refleja las distintas posiciones de los bancos centrales”. En su opinión, los inversores van a dejar de centrarse en la mejora económica europea para fijarse en la aceleración del crecimiento de Estados Unidos, la política monetaria de la FED, las consecuencias –mayor demanda de dólares - de la repatriación de las empresas americanas  y la reversión de los cortos en dólar.

“Nuestros economistas esperan un crecimiento del PIB de EEUU del 2,9% este año y tres subidas de tipos de interés y otras tres para 2019”, señalan .  No le extrañaría al experto que el famoso gráfico de puntos de la FED en la que sus miembros hacen sus estimaciones económica incorporen unas mejores previsiones.

El economista prevé que un rally para el dólar “aunque en niveles más conservadores”, afirman. Prevén que el EURUSD se coloque en 1,20 en el primer trimestre y en 1,15 para el segundo trimestre de ete año.  Con todo, señalan estos expertos que “esperamos que vuelva a 1,20 a finales de 2018 y a 1,25 en 2019”, prevé Athanasios Vamvakidis también de Bank of America Merrill Lynch.

EURUSD

Para Iggo en el horizonte de las divisas europea y estadounidense hay varios riesgos. El analista indica que “en Europa hay incertidumbres en Europa, incluyendo a España, Italia y el brexit. El crecimiento puede ser superior pero, en mi opinión,  la mayor parte de las economías europeas no serán capaces de crecer más rápido este año que Estados Unidos”. Sin embargo en el país que preside Donald Trump tampoco está despejado todo el camino.

A Iggo le preocupa el mayor déficit presupuestario y el de cuenta corriente del país. “Por supuesto un déficit doble puede implicar robustez de la divisa por el efecto sobre los tipos y la rentabilidad de los bonos”, afirma. “Por supuesto puede tener el efecto contrario si los inversores pierden la confianza en las políticas de Estados Unidos”,  alerta. El experto concluye que “en este entorno no es fácil vislumbrar hacia dónde se dirigirá el dólar. Pero apostar por un dólar más fuerte por el incremento de la rentabilidad de los bonos es arriesgado”, comenta.

Técnico

Desde un punto de vista técnico la situación parece más favorable al euro.  Peter Rosenstreich, estratega de Swissquote apunta que “el EURUSD estña mejorando y dirigiéndose a su resistencia en 1,2434. El soporte en gráfico horario permanece en 1,2165”. En su opinión la estructura técnica sugiere movimientos al alza. “En el largo plazo el momentum sigue siendo positivo, seguimos favoreciendo una tendencia positiva. La resistencia clave sigue estando en la zona de 1,2886, mientras que un soporte más fuerte está en 1,1554 unidades”, comenta.

EURUSD técnico

Los Indicadores Premium sitúan al EURUSD en una clara fase alcista con todos los ratios que se conjugan en positivo.

EURUSD