La compañía minera anglo-suiza Xstrata informó de que ha enviado una propuesta escrita a Anglo American para forjar una "fusión entre iguales". La integración de ambas crearía un nuevo gigante del sector con importantes operaciones de cobre, níquel, carbón, platino y otros metales y minerales, aunque existen muchas barreras que podrían complicar el acuerdo.
Entre esas barreras estarían posibles objeciones políticas, los diferentes estilos de gestión de las dos empresas, el papel de los principales accionistas de las compañías y la reticencia de Anglo American a aliarse con Xstrata.

"Xstrata quiere dialogar con el consejo de administración de Anglo American sobre una fusión entre iguales que proporcionaría valor significativo a los accionistas de ambas compañías", indicó la empresa en un comunicado.

Una persona cercana a la situación dijo el domingo que Anglo American está analizando la oferta seriamente pero destacó los estilos tan distintos de gestión de las compañías y el ahorro de costes aparentemente limitado que supone la operación.

En un comunicado, Anglo American dijo: "Debería tenerse en cuenta que esta situación está en una fase muy temprana y que no se puede garantizar que haya una transacción".

Tampoco dio detalles de los términos de la operación aunque muchos analistas esperan que sea una oferta al 100% en acciones.

Ambas compañías tienen una capitalización de mercado similar: la de Anglo American alcanzaba el viernes los 21.400 millones de libras esterlinas, mientras que la de Xstrata ascendía a 20.000 millones de libras.

El grupo resultante de la fusión superaría a Rio Tinto, que cuenta con una capitalización de mercado de 36.900 millones de libras, pero sería inferior a BHP Billiton, con 78.200 millones de libras.