La bolsa de Nueva York comienza la semana con símbolo positivo. El optimismo se apodera de los inversores, que escuchan la buena lectura que los especialistas hacen del índice de la Fed de Chicago, y desoyen los malos resultados empresariales publicados. Así pues, el Dow Jones trepa un 0,87% hasta los 10.058 puntos, el Nasdaq un 1,05% y el S&P 500 un 0,89%.
Aunque gran parte de las portadas del día de hoy las ocupan los resultados empresariales, el mercado se también se gira a observar con detenimiento los datos del índice de la Fed de Chicago. Uno de los barómetros principales de la actividad empresarial estadounidense, el NAI, reflejó una caída de 0,81 puntos en septiembre, frente al descenso de 0,65 puntos de agosto. Sin embargo, el promedio variable de tres meses siguió en aumento a -0,63 puntos, lo que se corresponde con el octavo incremento consecutivo del año. A juzgar por estos datos, la situación empresarial al otro lado del Atlántico va por buen camino y la salida de la recesión es, probablemente, un hecho, según apuntan algunos expertos.
 
No hay que olvidar las noticias micro que, nuevamente, vienen de la mano de las cuentas trimestrales de compañías. Este lunes se han presentado las de Verizon, que registró una ganancia de 1.180 millones de dólares entre julio y septiembre, frente a los 1.670 millones de dólares. La caída de los beneficios vendría acusada por los costos de fusión y reestructuración. Pese a estos descensos, la acción hoy sube un 0,38%.
 
También ha publicado sus cuentas la editorial McGraw-Hill, que registró unas ganancias por acción de 1,07 centavos por acción, mientras que en 2008 fueron de 1,23 centavos. La empresa atribuyó el resultado a la debilidad de los ingresos, ya que éstos descendieron un 8,4%. McGraw-Hill en este momento cotiza un 0,98% abajo.
 
Números rojos también en las cuentas trimestrales de Lorillard y RadioShack, pues dejaron de embolsarse un 0,8% y 0,24% respectivamente. Las acciones de Lorillard hoy caen un 5%, mientras que las de RadioShack se disparan un sorprendente 15%.
 
Como viene siendo tónica diaria, hoy nuevamente se ha anunciado otra fusión empresarial, esta vez en el ámbito financiero, donde la prestamista Ares adquirirá a su rival Allied Capital por 648 millones de dólares. Tras este comunicación, ambas compañías trepan en la bolsa neoyorkina, la compradora un 8,70% y Allied un 27,11%.
 
En su intento por reestructurar la compañía, CIT ha extendido su oferta de canje de deuda e incrementado el pago de intereses a tenedores de bonos, mientras sobre su mesa siguen los papeles para firmar la quiebra si los tenedores no aprueban el canje de deuda que ya asciende a 31.000 millones de dólares. CIT sigue sin salir del hoyo bursátil y hoy cotiza en rojo un 1,75% abajo.