Las compras ganan en el comienzo de sesión al otro lado del Atlántico. El descenso en el número de peticiones por subsidio de desempleo abre la puerta al optimismo en Wall Street donde además se cuela un crecimiento en las ventas comparables –según los datos de Wal Mart- del 3,9% en mayo. Además el petróleo da un ligero respiro a los mercados al cotizar a la baja en el entorno de los 122 dólares el barril. Así las cosas, los índices se animan y caminan en positivo, el Dow Jones crece un 0,41% hasta los 12.440 puntos, el Nasdaq repunta un 0,73% hasta los 2.521 puntos y el S&P 500 se apunta un 0,53% hasta los 1.3844 puntos.
Jueves y mirando hacia el frente. La bolsa neoyorquina comienza con buen pie la sesión y se viste de verde con la vista puesta en los datos macroeconómicos. Las peticiones de subsidio por desempleo sorprendieron gratamente al mercado al descender en 18.000 hasta quedarse en 357.000, la cifra más baja en seis semanas. Además, Wal Mart –la minorista más grande del mundo- anunció un crecimiento en las ventas comparables del 3,9% en mayo lo que indica que el consumo estadounidense se mantiene a flote. Los títulos de la compañía crecen en los primeros minutos de mercado un 2,20%. Especial atención en el ámbito empresarial también para Verizon y es que el operador telefónico estadounidense comprará el grupo de telefonía móvil Alltel, número cinco de Estados Unidos, por 28.100 millones de dólares, lo que le permitiría convertirse en el primer operador móvil estadounidense. Verizon –cuyos títulos crecen un 0,59%- estaba tratando de hace años de adquirir Alltel, y había fracasado el año pasado cuanto fue vendida por 27.500 millones de dólares a un fondo de Goldman Sachs. De este modo la compañía contará con unos 80 millones de clientes, contra 71,4 millones del líder actual, AT&T que en la apertura se apunta un 0,23%. Gráfico Dow Jones