Wall Street abre sus puertas y lo hace con leves descensos. Las dudas se abren paso entre las plazas bursátiles norteamericanas después de que los inversores conocieran el aumento del paro semanal en Estados Unidos. En una jornada marcada de nuevo por los resultados empresariales, el Dow Jones de Industriales cae un 0,05%, el tecnológico Nasdaq se deja un 0,05% mientras que el S&P consigue repuntar un ligero 0,05%. El mercado de divisas también centrará la atención un día en el que el euro-dólar se cambia por 1,35 unidades mientras el precio del petróleo cotiza en el entorno de los 75 dólares/barril.
La incertidumbre regresa al otro lado del Atlántico. El mercado duda y lo hace después de conocer el empeoramiento que ha sufrido el dato de paro semanal y con el que parece que no se contaba. Y es que las cifras de peticiones semanales de subsidios por desempleo en Estados Unidos aumentaron hasta las 473.000 solicitudes, por encima de las 442.000 de la semana anterior, y de las 430.000 esperadas que esperaba el consenso del mercado. No obstante, a los ojos de los inversores se descubre el aumento –casi el doble de lo esperado al registrar una subida del 1,4%- de los precios industriales que corresponden al mes de enero. Con este escenario, las plazas bursátiles navegan por el mar de las dudas, el Dow Jones de Industriales cae un 0,05%, el tecnológico Nasdaq se deja un 0,05% mientras que el S&P consigue repuntar un 0,05%.

Una jornada más la atención se desviará hacia las compañías que presenten resultados. Y entre las empresas ligadas al sector de ventas minoristas destacan las cuentas de Wal-Mart que aumentó un 22% sus beneficios –obtuvo una ganancia de 172 millones de dólares- durante el cuarto trimestre de su año fiscal, frente al mismo período de un año atrás, mientras que sus ventas crecieron el 4,5%, por debajo de las expectativas. Unos resultados que no terminan de convencer al mercado que castiga a la compañía con descensos del 1,66%.

Más cuentas son las presentadas por otro gigante del mercado alimenticio. Hormel Foods cuyos beneficios aumentaron un 37% hasta los 111,2 millones dólares, o 82 centavos de dólar por acción. Unas cuentas que han gustado al mercado que premia a la compañía con subidas superiores al 4 % puesto que los analistas esperaban un beneficio menor de 68 centavos de dólar por acción.

Sin abandonar a las compañías que rinden cuentas al mercado, hay que destacar a Williams puesto que registró durante el cuarto trimestre una ganancia de 172 millones de dólares, o 29 centavos por acción, un incremento del 50% frente al beneficio de 115 millones de dólares, o 20 centavos por acción, del mismo período del año anterior. Williams cotiza con descensos del 0,32%.

Atención también para Hewlett Packard que consigue repuntar un 0,20% después de anunciar unas ganancias en su primer trimestre fiscal de 2.323 millones de dólares, un 25% más que hace un año. Los ingresos de HP han aumentado un 8,2% hasta los 31.177 millones de dólares y ha elevado sus previsiones para el conjunto del año y ha apuntado que sus ingresos podrían elevarse.