La bolsa estadounidense abre en negativo después de que el ejecutivo alemán calmara los ánimos inversores diciendo que nadie se debe hacer ilusiones con que los dirigentes europeos lleguen a un acuerdo que solucione la crisis de deuda griega el próximo fin de semana. Ni si quiera los resultados empresariales pueden contrarrestar este jarro de agua fría. El Dow Jones pierde un 0,46% hasta los 11.591 puntos, el S&P 500 un 0,63% y el Nasdaq un 0,62%. Mientras, el euro se debilita hasta los 1,38 dólares.


Tras una apertura en positivo en Europa, los mercados del Viejo Continente se colorean de rojo y Wall Street les sigue y, es que, las palabras del ejecutivo germano de Angela Merkel advirtiendo que “la solución para Europa no será rápida” han enfriado los ánimos inversores que confiaban en ver este próximo fin de semana planes concretos sobre la mesa de la Comisión Europea.

Así pues, el mercado americano cotiza en negativo, a pesar de que los resultados de Citigroup presentados antes de la apertura de sesión han sido mejores de lo esperado. Citigroup obtuvo unos beneficios de 3.800 millones de dólares en el tercer trimestre del año, ó 1,23 dólares por acción, frente a los 82 centavos que vaticinaba el mercado. Las acciones de Citi suben un 1,20%.

También Wells Fargo ha desfilado por la alfombra de presentación de resultados con unas ganancias de 3.840 millones de dólares, un 22% más que en el tercer trimestre de 2010 y en línea con lo esperado. El valor cae precipitadamente un 5,06%.

Otra compañía seriamente penalizada por sus resultados es Halliburton que cae un 5,54% después de no superar las previsiones de los analistas. Ganó 683 millones de dólares, ó 0,74 dólares por acción, frente a los 0,91 que esperaban los expertos.

Tampoco han gustado los números de Hasbro que, si bien mantiene sus perspectivas de ganancias para este año, sus cuentas han estado por debajo de previsiones. Ganó 171 millones en el tercer trimestre y cede en el NYSE un 2,04%.

En el apartado macro, la actividad manufacturera en el estado de Nueva York se contrajo en octubre por quinto mes seguido. En concreto, se ubicó en -8,48 en octubre frente al -8,82 de septiembre. Los analistas consultados por Reuters esperaban una lectura de -4,00.