La cotización del EUR/USD se esta viendo afectada por una gran volatilidad durante este ejercicio, debido fundamentalmente a los continuos movimientos estratégicos que están llevando a cabo tanto el BCE como la FED (máximas instituciones monetarias para el EUR y el USD).

Hasta el momento las políticas adoptadas por ambas instituciones están siendo completamente opuestas: por un lado Jean Claude Trichet al mando del BCE se ha marcado como objetivo controlar la tensión inflacionista que estaba afectando a los países de la zona euro y que suponía un lastre para la recuperación de la misma, la principal medida que tomó fue la subida de tipos de interés hasta el 1,25% (tras dos años en mínimos históricos) todo hace indicar que durante este año viviremos futuras subidas hasta situar los tipos entorno al 1,75% y por otro la llevada a cabo por la FED manteniendo los tipos en mínimos históricos (sin perspectivas de subidas a corto plazo) con el objetivo de favorecer el crecimiento económico.

Otro elemento que esta sin duda lastrando el euro es la crisis de deuda que continúa afectando a los países periféricos tras el rescate el pasado año de Irlanda y Grecia y el de Portugal a comienzos de este año. Los rescates llevados a cabo por las autoridades monetarias no han tenido los efectos esperados como demuestra el hecho de que Grecia tenga que reestructurar su deuda y esta se enfrente a una posible quita por la imposibilidad del país para hacer frente a sus pagos. Algunos medios publicaron la posibilidad de que Grecia abandonara el euro lo que tendría nefastas consecuencias para ambas partes.El principal problema al que se enfrentan las autoridades monetarias europeas es evitar el efecto dominó y que se extendiendo por otros países periféricos como España o Italia.

Estos problemas no han evito que debido a la política monetaria llevada a cabo por el BCE así como la gran cantidad de liquidez en circulación en EE.UU consecuencia los planes de estímulo llevados a cabo por la FED (Quantitive Easing) ha llevado al euro a 1,50 USD cota que no alcanzaba desde finales de 2009.

(Pinchar en imagen para ampliar)




Con el fin de Quantitive Easing 2 planteamos dos escenarios: el primero seria que la FED lanzará un nuevo paquete de estimulo (Quantitive Easing 3) que inunde de dólares el mercado de bonos lo que presionaría a la baja el precio del dólar respecto a todas las divisas, consideraros que en su cruce con el euro se podría a ir a cotas cercanas al 1,70, por el contrario si como parece la autoridad monetaria estadounidense pone fin a estas medidas el dólar se apreciaría ante el descenso de liquidez y podría situarse en la zona del 1,20.