Vivendi SA registró un incremento del 7,4% en sus ventas de segundo trimestre, ligeramente mejor que el repunte del 6% previsto, gracias a la caída menor de lo previsto de su filial de música UMG. Las ventas en el segundo trimestre fueron de 5.203 millones de euros frente a los 4.844 millones anteriores.