Las ventas de automóviles en Estados Unidos durante febrero mantuvieron el desplome experimentado en enero según las predicciones dadas por los principales analistas del sector poco antes de que los fabricantes anuncien hoy las cifras oficiales. Las previsiones de los analistas apuntan a que el sector sufrió otro mes desastroso en febrero con pérdidas que podrían superar el 40 por ciento de las ventas con respecto al mismo mes del 2008. Estas predicciones están reforzadas por las declaraciones de los propios fabricantes. El pasado viernes, George Pipas, analista de ventas de Ford, anticipó que las ventas del sector serán un 40 por ciento inferiores a las de hace un año y advirtió de que la cuota de mercado de Ford caerá por primera vez en cinco meses.