Unión Fenosa, la tercera eléctrica española, prevé repartir más de 2.500 millones de euros en concepto de dividendo en los próximos cinco años. Además, el presidente de la compañía, Pedro López Jiménez, ha ratificado ante la Junta de Accionistas de la compañía los compromisos de crecimiento de Fenosa, así como su objetivo de duplicar el beneficio neto hasta 1.200 millones de euros.
Con el reparto del dividendo que se prevé, la retribución abonada en el periodo 2002-2006 superará los 1.000 millones de euros. Una cantidad que está contemplada en el Plan Estratégico 2007-2011, conocido como Plan Bigger. López Jiménez ha ratificado ante la Junta los compromisos de crecimiento de la compañía y su objetivo de duplicar el beneficio neto hasta 1.200 millones de euros. La compañía espera alcanzar un resultado bruto de explotación (EBITDA) de más de 3.200 millones en 2011 y duplicar el beneficio por acción, que pasaría de los dos euros de este año a cuatro. Adquisiciones e inversiones El presidente de la tercera eléctrica española ha recalcado que esta nueva etapa estará marcada por las adquisiciones y las inversiones en desarrollo, aunque sin menoscabar la eficiencia. Según el Plan Bigger, Unión Fenosa dispondrá de 9.000 millones de euros para inversiones en el periodo 2007-2011 sin necesidad de ampliar capital. López Jiménez ha destacado que la composición del accionariado de Unión Fenosa es un factor de estabilidad para conseguir los objetivos fijados y recordó que dos tercios del capital están representados en el Consejo de Administración.