El titular del Juzgado de lo Mercantil número 1 de Madrid, Antoni Frigola, ha decidido inhabilitar durante tres años a la Seguridad Social para que gestione empresas en insolvencia en Madrid, ante su rechazo fáctico a ejercer de administrador concursal en el concurso de la constructora SEOP. El juez, que ha inhabilitado por primera vez a una Administración Pública, ha hecho uso de un artículo de la Ley Concursal, que establece que "a quién sin justa causa no compareciese o no aceptase el cargo, no se le podrá designar administrador en los procedimientos concursales que pueden seguirse en el partido judicial durante un plazo de tres años", han infortmado hoy fuentes jurídicas.