La compra del Popular por parte de Santander a principios de este verano ha sido, quizá, el principio del último coletazo de la restructuración del sistema financiero en España. Todo el sector espera más fusiones, porque el actual entorno de tipos, la aparición de nuevas formas de financiación y el alto endeudamiento, han provocado un contexto en el que solo los grandes podrán triunfar.  ¿Cómo está el sector bancario en España en estos momentos?

Era cuestión de tiempo; por mucho que en los últimos años se empeñaran sus directivos, Popular no podría terminar como entidad solvente y de forma independiente. La carga de activos inmobiliarios tóxicos era demasiado elevada como para sobrevivir después de casi diez años de crisis. Quién sabe qué hubiera ocurrido si la recuperación se hubiera producido hace años, quizá la solución habría sido diferente. Pero lo cierto es que al banco le faltó oxígeno para aguantar un asfixiante entorno de bajos tipos de interés, unido a un escenario de aumento de regulación y necesidades de capital, la aparición de las fintech y todo, en una economía que pese a las mejoras sigue apalancada y con una tasa de paro del 17,2%.  Demasiado.

Por eso el mercado especulaba con una solución que inevitablemente terminaría con Popular en brazos de uno de sus rivales. Probablemente no se esperaba que su final fuera el que se produjo, con los accionistas asumiendo pérdidas del 100% y vendiéndose al Santander por un euro, pero que iba a haber un final, era solo cuestión de tiempo.

Pero, ¿cuáles son los bancos que pueden ser objetivo de compras?

Carmelo Tajadura, experto bancario independiente, asegura que “los más débiles son los más proclives a ser objeto de alguna operación. Podemos descartar -entre los supervisados por el BCE- a los cinco mayores (salvo a Bankia), a Kutxabank (dominado por el PNV) y a Bankinter. También a Cajamar”, explica este experto. 

En su opinión, todos las demás entidades financieras españolas podrían entrar en alguna operación: es decir, Bankia, Ibercaja, Unicaja , Liberbank y Abanca.  

El experto señala que Bankia “está siendo vendido a trozos pero si existiera un comprador (difícil) el Estado podría cobrar la prima de control. Yo creo que el más susceptible de una operación es Liberbank y luego Unicaja”.

Y, ¿cuáles podrían ser los compradores?

Quizá igual de importante que saber quién va a ser una de las entidades que termine engullida, es conocer cuáles serán los bancos españoles que podrían seguir con su proceso de expansión. El Santander, de hecho, se había mantenido al margen de la consolidación española hasta el golpe a Popular.

El experto explica que será difícil que los dos grandes participen. Considera que BBVA está centrada en la banca digital y no creo que quiera más red física”. El banco que preside Francisco González ya ha comprado seis cajas. “No lo veo en operaciones salvo chollo manifiesto y tampoco a Santander tras haber adquirido a Popular”, afirma Tajadura.

En su opinión, los que tendrían más opciones para comprar a partir de ahora podrían ser Banco Sabadell y Caixabank. “Especialmente esta última cuando haya acabado la digestión de BPI”, explica el experto que piensa que uno de los objetivo más posibles sería Abanca, para compensar su baja cuota de negocio en Galicia.

Los bancos españoles

En lo que va de año, son precisamente estos dos bancos, Sabadell y CaixaBank, los que mejor se comportan en bolsa con subidas del 40% y del 35%, respectivamente.  Es más, son también las que más avanzan en los últimos doce meses, tal y como se puede ver en la siguiente tabla.

El banco que tendría más potencial en estos momentos sería Unicaja. Tras salir a cotizar este verano acumula una subida de un 16% desde su debut y tendría un potencial del 15% desde los niveles actuales. Santander sería el único banco al que aún podría quedarle recorrido.  El resto de entidades se habrían quedado sin potencial, según el precio medio del consenso.

En cuanto a las recomendaciones de los analistas, solo Unicaja tiene una apuesta de compra, según los datos de Factset. El resto de entidades financieras mantienen de forma homogénea un consejo de mantener sus títulos.

 

Evolución en bolsa

Conozca los valores que más gustan al departamento de análisis de Estrategias de Inversión.Pinche Aquí