El mercado de divisas es aquel a través del cual se compran y venden las diferentes divisas de todo el mundo. Para hacernos una idea de su tamaño en este mercado se negocia un volumen en torno a 10/20 veces el volumen del mercado de renta variable.
Es el mercado más “grande” del mundo. Según la “Triennal Central Bank Survey” de abril de 2010 este mercado mueve unos 4.000 millones de dólares diarios. (Más información sobre la encuesta:  http://www.bis.org/publ/rpfx10.htm).

El mercado de divisas es un mercado global, continuo (“que nunca cierra”), electrónico y que funciona sin cámara de compensación, es decir, es un mercado “OTC” (Over the Counter o no organizado), lo que quiere decir que los intercambios se realizan directamente entre las partes (brokers/ dealers). Los principales participantes de este mercado son los grandes bancos. De hecho, según la Euromoney Encuesta FX de Mayo de 2010, más del 70% del volumen total de FX se realiza a través de 10 bancos. Además de los grandes bancos existen otros participantes importantes como los Bancos Centrales, las Gestoras de Fondos, las Instituciones y por supuesto los importadores y exportadores, que se beneficiarán (o se verán perjudicados) ante los movimientos en la divisa con la que se realiza el pago.

El tipo de cambio:

El tipo de cambio no es más que el precio de una moneda expresado en términos de otra. Es decir, cuando decimos que el par EURUSD está a 1,44 estamos diciendo que 1 euro equivale a 1,44 dólares. Es decir, para conseguir 1,44 dólares tendríamos que pagar 1 euro. El tipo de cambio inverso consiste en calcular la relación inversa, en este ejemplo sería 0,69 euros por dólar, así que un americano obtendría sólo 0,69 euros entregando 1 dólar.

Existe consenso internacional sobre como expresar el tipo de cambio entre dos divisas. La moneda “base” es la que aparece primero. Por ejemplo, para el par EURUSD la moneda base es el euro y funcionaría de la siguiente manera:

-Si compro el par EUR/USD estoy comprando euros y vendiendo dólares. Como en cualquier operación de compra quiero que lo que he comprado suba por lo que estoy apostando por la subida del euro.

-Si vendo el par EUR/USD: estoy vendiendo euros y comprando dólares: como en cualquier operación al vender algo: quiero que baje: estoy apostando por el dólar (por la debilidad del euro)

Apreciación/ Depreciación de una moneda respecto a otra:

Cuando obtenemos más cantidad de una divisa por una unidad de una segunda moneda, esta segunda moneda está apreciada frente a la primera divisa. En el ejemplo anterior con el par EURUSD obteníamos 1,44 dólares por 1 euro, con lo que el euro está apreciado frente al dólar.

Cuando nos dan menos cantidad de una divisa por 1 unidad de nuestra moneda: nuestra moneda está depreciada frente a esa divisa. (En el ejemplo el dólar está depreciado frente al euro)

Consecuencias de la apreciación y depreciación de una moneda:

Apreciación:

El país cuya moneda se aprecia puede comprar bienes provenientes del extranjero más baratos, así que suben las importaciones. Los extranjeros tienen que pagar más por los bienes producidos por un país cuya moneda se aprecia. Lo que perjudica a las empresas que se dedican a la exportación de bienes.

Depreciación:

Los extranjeros pueden comprar bienes producidos en la economía con la moneda depreciada, lo que beneficia a las exportaciones. Los bienes que proceden del exterior resultan más caros, lo que implica una disminución de las importaciones


Tipos de interés:

Son múltiples los factores que influyen en la apreciación o depreciación de una divisa, entre ellos se encuentran las noticias económicas, la intervención por parte de los gobiernos, la propia psicología del mercado…y por supuesto los tipos de interés. Un país con altos tipos de interés resulta atractivo para los inversores extranjeros y viceversa. Esto implica que las políticas monetarias aplicadas por los bancos centrales son cruciales a la hora de influir en los movimientos de un par de divisas.

De hecho al operar con pares de divisas el inversor debe tener en cuenta los diferenciales en los tipos de interés de las dos divisas que componen el par.

Si se toma una posición larga (es decir, si se compra) una divisa que tiene un tipo de interés alto comparado con la divisa secundaria, entonces se recibirán intereses por cada día que mantengamos la posición abierta.

Si se vende una divisa que tiene un tipo de interés alto comparado con la divisa secundaria (de la que estaríamos comprados) entonces se pagarán los intereses resultantes del diferencial entre ambos.

Aprovecho para recordar que con CMC Markets las operaciones con divisas no tienen comisión ninguna, por lo que la operativa con CFDs de FX puede salir muy rentable en caso de acertar con la dirección que iba a tomar el mercado.
Veamos el análisis de alguno de los principales pares de divisas mundiales:


Par EURUSD

El euro está imparable frente al dólar, con una clara tendencia alcista desde que comenzó el año. A día de hoy ha alcanzado máximos de más de un año, habiendo tocado ya niveles de 1,4405. Como la reserva federal sigue sin anunciar cambios en los tipos el dólar pierde atractivo provocando la fuga de capitales y por tanto la depreciación de la moneda. En Europa ha ocurrido lo contrario: Trichett anunció la semana pasada subida de tipos, lo que ha reforzado esta tendencia. Es muy probable que el dólar alcance sus siguiente nivel clave, en torno a los 1,4518 alcanzados en Enero de 2010. Como no descartamos una corrección a la hora de abrir un trade largo a través de CFDs siempre recordamos fijar un nivel de stop, que en este caso estaría en niveles de 1,4431.

La debilidad del dólar hace también que se incrementen las cotizaciones en las materias primas, como el oro o la plata (no hay que perder de vista las oportunidades que las commodities presentan), ya que siempre tienen una relación inversa con el billete verde, (la mayoría de materias primas cotizan en dólares, por lo que cuando este se debilita resultan más baratas por lo que el mercado se refugia timando posiciones largas en ellas).

Par EURJPY

Después del terremoto del 11 de marzo la moneda nipona se apreció notablemente debido a la repatriación de divisas por parte del sector público, el sector privado y las economías domesticas (además de otros factores como por ejemplo el carry trade). Tiene su lógica, los japoneses necesitan recuperar todo su dinero invertido en el exterior. Con la intervención por parte de las autoridades (con el consenso del G7) el yen comenzó a debilitarse con el objetivo de impulsar las exportaciones, cruciales en la economía nipona.

Si añadimos a esto la subida de tipos anunciada por Trichett y esperada por el mercado el EUR gana un gran atractivo frente a la divisa japonesa (a pesar de lo ocurrido en Portugal). Es por esto que vemos oportunidades de trading a través de CFDs en este par.

Tomando el gráfico del par en velas diarias la tendencia es alcista desde mediados de marzo, aunque no descartamos una pequeña corrección en los próximos días. En cualquier caso proponemos entrar largos en este par, con stop en 121,41, buscando como objetivo llegar a 125,30 nivel de referencia alcanzado en mayo de 2010.



Par USDJPY:

En velas semanales el par se encontraba en un canal lateral, que fue roto al alza la semana pasada. Hay que tener en cuenta que es un mercado intervenido y que el yen "necesita" depreciarse, por lo que todo apunta a que el par “debería” mantener su tendencia alcista.

Sin embargo con la debilidad de la economía americana y las negativas de la FED de subir tipos en los últimos días el gráfico diario se dibuja con 4 velas negras, por lo que recomendamos ser prudentes en estrategias de trade intradía ya que el par presenta alta volatilidad.



A más largo plazo el par podría alcanzar el objetivo de los 87,48, fijando el stop en el nivel de 83,12, mínimo de la semana pasada.