La Bolsa de Milán ha suspendido la cotización de los títulos de los bancos italianos Unicredit y Capitalia en vista de una próxima comunicación sobre su futura fusión. Ambas entidades podría comunicar hoy mismo a los organismos competentes el proyecto de su fusión, que creará un coloso con una capitalización de cerca de cien mil millones de euros. El nuevo banco se situará primero en el área del Euro y segundo en Europa.
La operación puede ser aprobada el próximo domingo por los respectivos Consejos de administración, y la fusión se basará en un intercambio de títulos, con 1,1 acciones de Unicredit por cada una de la entidad bancaria romana. La prensa italiana explica que el nuevo grupo mantendrá el mismo número de consejeros que Unicredit, que el presidente y consejero delegado serán los actuales del instituto, Dieter Rampl y Alessandro Profumo, respectivamente. Mientras que la vicepresidencia ira al actual presidente de Capitalia, Cesare Geronzi. El nuevo grupo se colocara como segunda entidad bancaria en Europa, por detrás del británico HSBC, que tiene una capitalización de 160.000 millones) y seguida de cerca por el suizo UBS (98.000 millones). El nuevo grupo contará con 170.697 empleados, con 9.289 filiales y tendrá cerca de 40 millones de clientes. Unicredit obtuvo un beneficio neto de 5.448 millones de euros en 2006, lo que representa un aumento del 61,3% respecto a 2005., y Capitalia también cerró el año pasado con un beneficio de 1.162 millones de euros, un 12% más que en 2005