La deflación es el único camino viable para que la endeudada Grecia pueda superar sus problemas macroeconómicos, señaló el director gerente del Fondo Monetario Internacional, Dominique Strauss-Kahn, según una entrevista publicada el lunes por el semanario austriaco Profil.  "La única solución efectiva que le queda a Grecia es la deflación. Exactamente eso también ha sido recomendado correctamente por la Comisión Europea", dijo Strauss-Kahn.  "Será doloroso. Signifcará una caída de los salarios y de los precios. Grecia debe desandar el camino cuesta abajo de los últimos años", indicó.

"No hay otra forma para que los griegos aumenten la competitividad", señaló Strauss-Kahn. Además, abogó por la introducción de una estrategia y una política económica europea sólida, así como por una coordinación más estrecha en el terreno de la política fiscal entre los estados miembros.