Service Point ha acordado con las entidades financieras cambios en las condiciones de un crédito sindicado por 100 millones de euros, que suponen un aplazamiento parcial del pago y un incremento de los intereses. Los nuevos términos del préstamo, que entró en vigor el 31 de diciembre, suponen que el pago de 10 millones de principal previsto para 2011 se retrase a 2012, año en que la compañía tendrá que devolver el 100% del préstamo. El acuerdo contempla también aumentar el margen de tipo de interés para "alinearlo a la situación actual de los mercados".