El presidente y consejero delegado de Royal Caribben, Adam Goldstein, consideró hoy a España como el mercado objetivo de la naviera "más importante" debido a su situación geográfica, que le permite "ser fuente de clientes y de destino", y calificó el negocio español de "alta prioridad".