La compañía inmobiliaria, participada por Caja Madrid y FCC, reduce sus ganancias en los primeros compases de su andadura bursátil. Suma ya un 2,15 por ciento hasta los 6,64 euros. Sus títulos se han colocado entre los inversores minoristas a 6,5 euros.