Los contratos a futuro sobre el petróleo prácticamente no registraban cambios el viernes al tiempo que los operadores analizaban la noticia del índice de inflación básica de Estados Unidos luego del anuncio del jueves de un alza de la tasa de descuento que la la Fed cobra a los bancos. Los nuevos temores por posibles huelgas en refinerías francesas y el programa nuclear de Irán están ofreciendo cierto soporte a los precios del petróleo. Hace unos momentos, el contrato sobre el crudo dulce ligero para entrega en marzo en la New York Mercantile Exchange avanzaba 18 centavos, o un 0,2%, a 79,24 dólares por barril. En tanto, el contrato a abril sobre el crudo Brent en la ICE de Londres caía 2 centavos a 77,76 dólares por barril.