El banco Santander era conocedor de la suculenta cartera de activos que poseía el Banco popular. La entidad que fue comprada el pasado 7 de junio por Santander posee 10.500 millones de euros en suelo, 1.400 habitaciones en hoteles y más de 25.000 viviendas. El banco Santander estaría ya entrando en negociaciones para desprenderse del 50% de estos activos. 

La revitalización del negocio bancario y la gestión de la cartera dañada se han convertido en dos objetivos prioritarios para Banco Santander para así llegar a lograr la rentabilidad que espera tras dicha compra: Un 14% a tres años vista con una aportación de Popular al beneficio del grupo de 950 millones en 2020.

Banco Popular tiene en balance casi 31.100 millones brutos entre inmuebles y crédito para promoción. Del total, 17.725 millones son activos adjudicados y 13.350 millones, préstamos concedidos a promotoras inmobiliaria. Casi un tercio de esos 31.000 millones nombrado anteriormente es exposición de suelo, con 10.500 millones brutos en terrenos o créditos garantizados por parcelas. La entidad también participa en algunos casos con el 100% o en otros con posiciones minoritarias en medio centenar de empresas inmobiliarias.

Durante el boom del sector inmobiliario que se produjo en el año 2007, Banco Popular se alió con grandes promotoras y también con pymes de este sector que eran tradicionales clientes del banco. Se asoció con la promotora Hercesa creando así HercePopular, una sociedad en la que la entidad que cuenta con el 51% compuesto por oficinas y centros geriátricos.

Igualmente posee en menor medida participación en inmobiliarias especializadas en alquiler, así como empresas de restauración y bodegas. Controla un 9,17% de Metrovacesa Suelo y un 6,01% de Testa Residencial. El valor contable de ambas a cierre de 2016 era 70 millones.

Como se viene comentando anteriormente, Popular tiene una cartera de más de 25.800 viviendas, que el Banco comercializa a través de Aliseda. Estas viviendas están ubicadas generalmente en Andalucía y Valencia, llegando a concentrar casi el 50% de la cartera de esta entidad financiera. Sin olvidarnos de que esta cartera incluye un complejo de oficinas también en la capital española.

Actualmente el objetivo del Banco Santander,se centra en vender al menos el 50% de los activos de Popular en los próximos 18 meses. Pide 5.000 millones por la mitad de esta cartera. Una operación que la entidad llevará a través de Morgan Stanley, que ya estaría hablando y entrando en negociaciones con grandes fondos como Blackstone, Lone Star o Apollo. El objetivo de esta operación sería finalizar por crear una sociedad conjunta que gestione los activos, en la que Santander tendría una participación minoritaria.

Técnicamente, los indicadores Premium de Estrategias de inversión señalan que Banco Santander se encuentra en tendencia alcista, con una puntuación de 9 sobre 10, si bien, la volatilidad a largo y medio plazo es decreciente.

Banco Santander- Indicador