La empresa gallega está estudiando la posibilidad de realizar una emisióin de bonos convertibles en acciones por importe de 85 millones de euros, que serían ampliables a 110 millones, según ha anunciado a la CNMV.