El Secretario del Tesoro, Henry Paulson, ha vuelto a restar importancia a la crisis diciendo que Estados Unidos está en disposición de seguir registrando crecimiento económico, según apuntó en su comparecencia ante el Comité de Servicios Financieros del Congreso de Estados Unidos.
El pasado martes la Reserva Federal rebajara los tipos de interés medio punto porcentual para calmar a los inestables mercados de crédito y renta variable. 'Los fundamentales de la economía estadounidense son saludables: el desempleo es bajo, los salarios están creciendo y la inflación subyacente está contenida, declaró Paulson, añadiendo que aunque la reciente reevaluación del riesgo unida a la debilidad del sector inmobiliario podría hacerse notar negativamente, los fundamentales apuntan a un continuado crecimiento económico en Estados Unidos. Paulson dijo que a diferencia de las anteriores caídas en los mercados bursátiles, las turbulencias en los mercados de las últimas semanas no han estado originadas en los problemas de la economía real, sino que se debieron a excesos en los mercados de crédito. Por otro lado, señaló que no sólo tienen problemas muchos de los que contrataron hipotecas subprime, sino que 'algunos prestatarios con un historial de crédito sólido también tienen dificultades'.