Los bancos centrales no deberían subir los tipos de interés dado que no hay presiones inflacionistas, dijo el miércoles la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico. "Las señales que vemos no apuntan a problemas a corto plazo", dijo el economista jefe de la OCDE, Pier Carlo Padoan. Padoan también señaló que los países que aún tengan margen en sus presupuestos deberían estimular sus economías hasta que la recuperación sea autosostenida.