Nokia ha elevado sus previsiones de márgenes de beneficio aunque ha predicho una mayor caída en los precios de venta de sus productos para el año que viene. La compañía finlandesa espera que su beneficio operativo sea entre el 16 y el 17% de las ventas dentro de entre un año y dos, cuando su previsión anterior era del 15%. Los títulos de Nokia reaccionan con caídas superiores al 4%, ya que los analistas esperaban más de las previsiones.