Moody's Investors Service advirtió el martes que la división de tarjetas de crédito de Citigroup probablemente necesitará nuevas inyecciones de capital de su empresa matriz, debido a sus considerables pérdidas.  Moody's espera, además, que los resultados por operaciones -y los del sector de tarjetas de crédito en Estados Unidos en su conjunto- sean afectados adversamente por las presiones sobre los ingresos tras los cambios regulatorios que el presidente Barack Obama convirtió el viernes en ley.  Los cambios impondrán medidas drásticas sobre la capacidad del sector de elevar las tasas de interés y cobrar comisiones a los consumidores.  Moody's dijo que las pérdidas por tarjetas de crédito de Citi son comparativamente altas. La agencia espera que las pérdidas sigan aumentando y se mantengan en niveles altos, a medida que la tasa de desempleo continúa alta en el 2009 y el 2010.