El secretario de Estado de Turismo, Joan Mesquida, ha destacado la importancia de los viajes de negocios, teniendo en cuenta que el pasado año los congresos, las ferias y las reuniones movieron unos 8.800 millones de euros. Según datos del Spain Convention Bureau, el impacto económico del turismo de reuniones es "espectacular", con un gasto medio por delegado y día cercano a los 300 euros. España, con una cuota del 7,4% del mercado mundial de los viajes de negocio, se encuentra "bien posicionada" en dicho segmento, según explicaron desde la Secretaría de Estado de Turismo.