La mayor empresa productora de petróleo independiente de Rusia, Lukoil indicó el viernes que espera contabilizar depreciaciones por valor de unos 2.000 millones de dólares en las cuentas del cuarto trimestre del pasado año. Las depreciaciones "se deben a la crisis y la extrema volatilidad de los mercados de divisas y materias primas", señaló la compañía en un comunicado. El grupo señaló que registrará una pérdida en torno a US$950 millones debido a la depreciación del rublo.