Los ministros de Economía de la UE empezarán a discutir hoy cuándo se retiran los planes de ayuda a los bancos diseñados hace un año para hacer frente a la crisis financiera. La Comisión Europea recomienda que los avales para la deuda emitida por las entidades comiencen a suprimirse ya en junio de 2010. Hasta ahora, los países de la UE han apoyado hasta ahora a sus sectores financieros con medidas que suponen alrededor del 13% del PIB. Si se suman los fondos aprobados y todavía no utilizados, el porcentaje asciende al 31% del PIB. La mayor proporción (7,9% del PIB en cuanto a medidas utilizadas, 24,7% del PIB en cuanto a medidas aprobadas) corresponde a garantías sobre la deuda bancaria, según los datos de Bruselas.