Semana de volatilidad y de inestabilidad en los mercados. Al intento del Ibex35 de romper los 10.400 puntos, se han unido los resultados empresariales y referencias económicas al otro lado del Atlántico. Unos datos que no sólo han servido para despejar las dudas sobre la estabilidad de la economía estadounidense sino que han ayudado a mantener los niveles de la renta variable. Eso sí, los expertos lo tienen claro: ante cualquier rebote, mejor deshacer posiciones.
10.400 puntos, sí o no. El mercado español ha luchado durante toda la semana por mantener ese nivel y encara la última sesión por encima de este nivel. Pero ¿será sostenible? Los expertos advierten del poco volumen existente durante este mes en los mercados, lo que deriva en una elevada volatilidad. Una situación que se une al hecho de que los inversores “se estén fijando en factores ‘ajenos’ a la renta variable, como son los datos macroeconómicos”, reconoce Alberto Roldán, director de análisis de Inverseguros. Este experto reconoce que los inversores han dejado de lado unos resultados empresariales que han sido bueno, han olvidado el sector energético y de materias primas para centrarse en referencias que traen consigo bastante volatilidad.

Respecto al Ibex35, Roldán reconoce que en los 10.000 puntos ha entrado dinero “y los 11.000 son cotas psicológicas y niveles que se toma el mercado como referencia. Una resistencia en la que volveremos a recoger beneficios para volver a caer”. Y aunque el selectivo español podría estar cerca de conseguir ese nivel, los expertos recomiendan ser cautos si se habla del mercado americano. Roldán advierte de que hay un debate sobre la sostenibilidad de crecimiento “algunos economistas dan una elevada probabilidad de que se desarrolle la temida doble W en la economía americana y eso está latente en los inversores”. Damian Querol, director de análisis de Banco Gallego reconoce que “el S&P500 está intentando romper la resistencia de los 1.100 puntos, resistencia de corto plazo”.

Para este mercado, Eduardo Vicho, director de análisis de M&M Capital EAFI considera que “en las últimas sesiones las caídas han provocado que los indicadores nos muestren una sobreventa importante, dando lugar a un rebote en el muy corto plazo”. A pesar de esto, este experto advierte de que “cualquier aproximación a los 10.400 del Dow Jones o a los 1.088 puntos del S&P será buen momento para deshacer posiciones”.