Los mercados europeos abren ligeramente al alza con la vista puesta en lo que pueda decir Mario Draghi en relación a la economía de la Zona Euro y sus planes en política monetaria. El DAX se deja un 0,2% - hasta los 12.397 puntos - mientras que tanto CAc-40 como Eurostoxx50 se dejan unas décimas en los primeros minutos de negociación. El FT-100 cede un 0,2% - hsta los 7.358 puntos - mientras que el MIB es el único índice que cotiza en positivo en la apertura. Sube un 0,15%, hasta los 23.838 puntos. El euro sube hasta los 1,2187 dólares mientras que el barril de crudo avanza hasta los 74,34 dólares el tipo Brent y los 68,23 dólares, el WTI:

Hoy toda la atención se centra en la reunión del BCE de la que no se espera nada relevante en las palabras de Mario Draghi.Tal y como explican los expertos de Link Securities, “no se esperan novedades, más teniendo en cuenta que el escenario macro en la Eurozona parece haberse deteriorado ligeramente – ayer el gobierno alemán rebajó sus expectativas de crecimiento para el PIB de Alemania en 2018 –  lo que frenará las intenciones de la institución en relación al proceso de retirada de estímulos”. En este sentido, dicen los expertos, será interesante escuchar a su presidente hablar sobre temas como la fortaleza del euro, las disputas comerciales entre Estados Unidos y China, la inflación y el impacto de todos estos factores en la economía de la región y en los planes del BCE.

Los principales índices europeos han comenzado la sesión con tono mixto. El DAX se deja un 0,2% hasta los 12.397 puntos. El CAC-40 se deja un 0,04% - hasta los 5.411 puntos – mientras que el índice londinense comienza la jornada desde los 7.358 puntos tras dejarse un 0,29% en los primeros minutos de negociación El Eurostoxx se deja algo más del 0,08%, hasta los 3.483 puntos. Dentro de este índice, valores como Munich Re se colocan en el podio de las caídas con pérdidas de más del 4,5%, Adidas le sigue con una penalización del 0,6% mientras que SG y BBVA cotizan con pérdidas de algo más de tres décimas en la apertura. En el lado contrario, los mayores avances para Safran, que sube un 2,6%, y Telefónica que suma algo más de un punto porcentual en los primeros minutos de negociación.

Los títulos de Deutsche Bank se dejan más del 2,7% en la apertura – hasta los 11,68 euros – tras publicar sus resultados del primer trimestre  con unos ingresos de 6.980 millones de euros, por debajo de los 7.270 millones estimados por el consenso. Los ingresos en el segmento de “ventas y trading” fueron de 2.450 millones de euros con una deuda de 1.910 millones. Con todo, cierra marzo con un beneficio neto de 120 millones de euros, un 79% menos respecto al trimestre cerrado en marzo de 2017.

Sin salir del sector, pero esta vez mirando a Reino Unido, Barclays ha anunciado ingresos totales de 2.360 millones de libras, ligeramente por debajo de lo estimado por el consenso del mercado. Los expertos de Alphavalue señalan que 2018 seguirá siendo un año de transición para la entidad “el equipo directivo ya ha advertido que el Reino Unido (60% de los ingresos) experimentará una reducción adicional de -30 puntos básicos en el margen neto de interés. Los ahorros de costes planificados podrían retrasarse hasta el final del año y parcialmente enmascarados por inversiones continuas. Pero lo más importante es que el comienzo del año se caracterizó por una reactivación de la volatilidad del mercado, lo que se tradujo en un buen comienzo para el grupo, de acuerdo con el equipo directivo”.  Los títulos de la entidad británica se dejan más de un 2% en los primeros minutos de negociación, hasta las 208,35 libras.

Orange ha desvelado las cifras del primer trimestre también con unas venats de 10.100 millones de euros y Ebiitda ajustado de 2.600 millones. La operadora abre con caídas del 0,11%, hasta los 18,07 euros.  Por su parte, Telefónica Deutschland hizo ayer públicas sus cifras “correctas y en línea con las previsiones”, señala Alphavalue, que apunta a que las ventas reflejan “una clara estabilización en la caída continua anterior con una disminución interanual de solo el -0,2% interanual. Los ingresos del servicio móvil aumentaron un +0,4% respecto al primer  trimestre de 2017, lo que confirma el retorno al crecimiento registrado en el 4T17”.  Con un rendimiento de dividendos de casi 7%, muy por encima de sus pares pero sin riesgo, hay una oportunidad interesante de invertir en una acción que probablemente sea una historia sin crecimiento para 2018.  

En el sector energético también focaliza la atención después de que tanto Total como Royal Dutch Shell hayan publicado sus resultados. La primera ha informado de un beneficio neto  ajustado de 2.880 millones de dólares, por encima dela estimación del consenso y con mejora en sus márgenes de refino. La compañía rebota algo más de dos décimas en los primeros minutos de negociación, hasta los 51,25 euros. Por su parte, la petrolera anglo holandesa ha informado de un beneficio neto ajustado de 5.320 millones de dólares, también por encima de la estimación del consenso aupado por el incremento del 17% en el volumen de ventas de gas natural licuado.   

Compañías como Voklswagen, Saab o Roche  también han hecho públicas sus cuentas en los primeros minutos de la jornada.