PSA Peugeot-Citroen mejoró sus ingresos un 2,3% durante el primer trimestre del año, hasta los 15.210 millones de euros, gracias al incremento del 6,1% en sus ventas mundiales de vehículos hasta 876.400 unidades. Sin embargo, la cifra no alcanzó las expectativas de los analistas. El segundo mayor fabricante de automóviles europeo -por detrás de Volkswagen- ratificó su proyección de un crecimiento de las ventas de vehículos del 5% en 2008 respecto al año pasado debido al lanzamiento de nuevos productos en el segundo trimestre del año.