Algunos fondos de inversión libre- Hedge Funds- pueden haber vendido sus participaciones en ABN Amro por la preocupación sobre la financiación de la oferta liderada por Royal Bank of Scotland y en la que participan también Fortis y Santander. El temor a que las dificultades en los mercados de crédito pudieran complicar la oferta de compra del consorcio y las peticiones de varios partícipes para recuperar parte de sus inversiones, están entre los motivos de la huída.
Según el Daily Telegraph y sin citar fuentes, varios de estos hedge funds habrían decidido deshacer sus posiciones en la entidad financiera ante el temor de que las dificultades en los mercados de crédito pudieran complicar la oferta de compra por 71.000 millones de euros, de los cuales 66.000 millones son en efectivo, del consorcio formado por RBS, Fortis y Santander, así como ante las peticiones de sus propios partícipes para recuperar el importe de sus inversiones. De este modo, el consorcio habría aprovechado la coyuntura para realizar adquisiciones de títulos de ABN a un precio notablemente inferior al de su oferta. Las acciones de la entidad holandesa concluyeron la sesión del viernes en 33,57 euros, frente a los 38,20 euros por acción de la propuesta del consorcio. RBS, Fortis y Santander elevaron la semana pasado su participación combinada en ABN Amro hasta el 4,06% del capital, tras invertir unos 514,6 millones de euros. Los inversores mantienen su preocupación acerca de la capacidad de Fortis para sacar adelante su ampliación de capital de 13.000 millones en las actuales condiciones de los mercado, y la pérdida de interés de los inversores por las emisiones de bonos de las compañías ha incrementado las dudas respecto a la emisión de 6.000 millones de euros de RBS.