Los bancos de la Unión Europea (UE) deberán tener un colchón de efectivo para sobrevivir en el primer mes de una crisis, dijeron los reguladores (CEBS) ayer.