Las ventas minoristas de la eurozona podrían haber subido en enero dado que los fuertes descuentos habrían animado a los consumidores a salir de compras. "El gran descuento de los minoristas durante la temporada de rebajas podría haber aumentado el gasto durante enero", indicaron los economistas de Moody's. Sin embargo, añadieron que "es poco probable que el repunte se prolongue, ya que la confianza de los consumidores sigue tocada y el desempleo está aumentando". Se espera que los pedidos manufactureros alemanes y la producción industrial en enero hayan caído, en concreto se prevé que la variación interanual haya descendido incluso más bruscamente que a finales de 2008, en particular en el segmento de producción. Otro dato que se espera es el Producto Interior Bruto de Italia, que podría confirmar una fuerte contracción en el último trimestre del año.