Las ventas de las viviendas existentes en Estados Unidos ascendieron más de lo que estimaban los expertos. Se trata de la mayor subida desde julio de 2009. Los usuarios decidieron entrar más en el mercado inmobiliario en estos momentos como una forma oportunista antes de que puedan subir los tipos de interés hipotecarios.

La compra de viviendas existentes en Estados Unidos ascendió un 6,5% en el mes de julio, lo que supone una cifra anual de 5,39 millones de casas usadas con nuevos inquilinos, según publicó la Asociación Nacional de Agentes Inmobiliarios en Washington. (Acceder a comunicado)

El dato es superior a lo que pronosticaron los analistas, ya que preveían que la cifra estuviese en torno a 5,15 millones. Los precios se incrementaron 13,7% con respecto al mismo periodo del pasado año, lo que supone el mayor aumento desde octubre del 2005. También cabe indicar que los precios con respecto al mes anterior ascendieron un 4,8%


El mayor aumento del precio de los hogares usados en Estados Unidos se debe al incremento del empleo y las tasas hipotecarias bajas todavía están sosteniendo la demanda. Al mismo tiempo,  el crecimiento del precio de las hipotecas amenaza con desacelerar este ritmo de mejora en las ventas, que ha sido uno de los pilares fundamentales para el crecimiento económico.

 Lawrence Yun, economista jefe de NAR, afirmó que  “los intereses hipotecarios están en el nivel más alto en los últimos dos años, situando a muchos compradores en el límite”, aseguró. “El crecimiento en los tipos de interés supone un incentivo para cerrar acuerdos, aunque una nueva subida de los tipos reducirá el número de compradores”, explicó.

En este sentido, a pesar de la subida de los intereses hipotecarios, Yun asegura que “A pesar de que las condiciones a la accesibilidad a la vivienda será menos atractiva, se está generando empleo y la solicitud de nuevas hipotecas debe normalizarse", argumentó.

Caen la solicitud de hipotecas en Estados Unidos

Las solicitudes de préstamos para la vivienda de Estados Unidos cayeron por segunda semana consecutiva. La Asociación de Banqueros Hipotecarios dijo que su índice desestacionalizado de actividad de solicitudes hipotecarias, que incluye tanto la refinanciación y la demanda de compra de vivienda, cayó 4,6% en la semana que concluye el 16 de agosto.

La caída se produjo ya que las tasas hipotecarias a 30 años subieron 12 puntos básicos, hasta el 4,68%, igualando el éxito de la campaña en julio.