El Fondo Monetario Internacional (FMI) ha asegurado que la situación actual de España y la de Irlanda son "claramente diferentes".

El FMI ha recordado que el Gobierno español ha tomado medidas "robustas" en cuestiones fiscales y reformas estructurales, que permitarán a la economía española hacer frente a cualquier amenaza de contagio.

En una rueda de prensa, la responsable de Relaciones Externas del FMI, Caroline Atkinson, recalcó que cada país es "diferente" y aseguró que los problemas de Irlanda se centran en su sistema bancario y financiero y suponen un desafío diferente al de España, que se enfrenta a problemas relativos al desempleo y el crecimiento.