La demanda de energía eléctrica peninsular ascendió a 33.153 gigavatios/hora (GWh) desde el 1 de enero hasta el 12 de febrero, lo que supone un aumento del 1,27% respecto al mismo periodo del año anterior. Corregidos los efectos de la laboralidad y de la temperatura, la demanda creció un 0,91%, informó hoy la Comisión Nacional de la Energía (CNE).