El indicador de confianza del consumidor del Instituto de Crédito Oficial (ICC-ICO) ha descendido en diciembre 3,8 puntos respecto del mes precedente por octavo mes consecutivo, hasta su mínimo histórico. De esta forma, el ICC-ICO ha retomado en diciembre la senda bajista que parecía haberse frenado el mes anterior, debido a que ha persistido el deterioro de la valoración de la situación actual y a que han empeorado también las expectativas. En términos interanuales, el indicador ha disminuído 13,2 puntos por el descenso del indicador de situación actual, que ha caído 20,4 puntos, y en menor medida, del indicador de expectativas, que ha retrocedido seis puntos.