El vicepresidente y portavoz regional, Ignacio González, aseguró hoy que la Comunidad de Madrid renunciará al cien por cien de la recaudación procedente de la subida de dos puntos porcentuales del IVA y aseveró que el Gobierno autonómico tendrá que pagar 36 millones de euros más como consecuencia del incremento de la presión fiscal.