El asegurador francés Axa ha registrado un incremento de su facturación en el primer trimestre de 2007 del 34 por ciento. Detrás de este repunte está el fuerte crecimiento de su división de cobertura por daños y por la adquisición del suizo Winterthur.
El volumen de negocios de Axa ha alcanzado los 29.400 millones de euros en los tres primeros meses de este año. Esta progresión se explica gracias a una fuerte progresión del sector de los seguros por daños y a la integración del asegurador suizo Winterthur, comprado en junio pasado al grupo Credit Suisse por 12.300 millones de francos suizos (cerca de 8.000 millones de euros). Con datos comparables y sin tener en cuenta Winterthur, la progresión del volumen de negocios de Axa en el primer trimestre habría sido del 5,6% con respecto al mismo periodo de 2006. En detalle, el sector de daños, que se ha beneficiado de la integración de la aseguradora suiza, ha registrado un crecimiento de su facturación del 42,1%, a 8.780 millones de euros. Los seguros de vida continuaron bien orientados en el primer trimestre de 2007, con un incremento del volumen de negocios del 36,4%, a 17.600 millones de euros. Los nuevos negocios en productos de vida-ahorro-pensiones también estuvieron al alza en los tres primeros meses de 2007, a 2.100 millones de euros, así como el sector de gestión de nuevos activos que incrementó su actividad un 20%, a 1.150 millones de euros