La Agencia Internacional de la Energía (AIE) ha revisado la demanda global de petróleo para 2009 y 2010, y lo ha hecho al alza. La principal razón de esta ligera subida es el repunte de los países del Pacífico de la OCDE y de los países en vías de desarrollo de Asia.
En su informe mensual del mercado del crudo, la AIE prevé que la demanda de petróleo alcance los 85,3 millones de barriles diarios en 2010, frente a las anteriores previsiones de la agencia, que situaban la demanda en unos 70 millones de barriles al día.

Además, la agencia estima que en 2009 la demanda global de petróleo caerá un 2,7% respecto al año anterior y señala que esta revisión alcista "apenas abollará la aguda contracción de la demanda este año".

Sin embargo, estas últimas estimaciones son más optimistas que meses atrás e indican un incremento de la demanda petrolera del 0,19% respecto al informe pasado.

No obstante, la AIE toma como ejemplo la producción industrial, que sólo ha crecido en China e india, y advierte que "resulta evidente que el crecimiento se reducirá fuertemente antes del término de este año, ya que, el crecimiento de la producción industrial permanece firmemente en territorio negativo, aúnque la caída se haya ralentizado algo”.

En lo relativo a los países que forman parte de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), las previsiones de la demanda de petróleo de la AIE para 2010 sólo aumentan un 0,1%, lo que supone unos 30.000 barriles diarios más, comparado con 2009, mientras que en el ejercicio actual, la demanda aumentará en 20.000 barriles diarios, una caída de un 5,2% respecto a 2008.