La empresa textil Inditex ha obtenido un beneficio neto de 825 millones de euros en los primeros nueve meses del año, el 30% más que en el mismo periodo del año anterior. La cifra de negocio ha alcanzado los 6.633 millones de euros, un 17% por encima de lo logrado en las mismas fechas del ejercicio anterior, debido tanto al incremento de las ventas como al aumento de la superficie comercial, con la apertura de 411 nuevos establecimientos. El resultado bruto de explotación (EBIT) ha ascendido a 1.114 millones de euros, 27% más.