Iberia prevé un ligero descenso del coeficiente de ocupación este año, pero la cuestión más importante es cómo responderán los clientes al aumento de tarifas que podría forzar el precio del petróleo. El presidente de Iberia, Fernando Conte, ha señalado a Reuters durante una conferencia de IATA en Estambul, que el coeficiente de carga, sería inferior este año al 81,6% del año pasado.