Iberia considera "un avance" el nuevo paso de la CE para autorizar la alianza antimonopolio con American Airlines (AA) y British Airways (BA). El Ejecutivo comunitario publicó este miércoles las medidas correctivas ofrecidas por las aerolíneas para que sus rivales opinen si serán suficientes. Las partes interesadas tienen un plazo de un mes para presentar observaciones.
Fuentes de la aerolínea explicaron a Europa Press que esto supone "un paso adelante", ya que hay un acuerdo preliminar con la UE para hacer una consulta al mercado.

Además, Iberia recordó que existe el mismo proceso en Estados Unidos, por lo que el paso dado por la UE supone un avance en el proceso "muy importante. "El proceso está bastante avanzado en los dos sitios", subrayaron.

Según destacaron, la inmunidad antimonopolio dará la oportunidad a los clientes españoles de tener "muchos destinos más " y "mejores tarifas", lo que constituirá una gran ventaja cuando se consiga el acuerdo marco para lograr la explotación conjunta de las rutas.

La CE informó hoy de que las concesiones ofrecidas por Iberia, BA y AA tienen como fin principal permitir que compañías aéreas competidoras puedan empezar a operar en las rutas donde la alianza reducía la competencia.

En concreto, las partes ofrecen derechos de vuelo (slots) en Londres Heathrow o Londres Gatwick en las rutas a Boston, Nueva York, Dallas y Miami. En el trayecto Londres-Nueva York, también proponen facilitar a la competencia mediante la cesión de derechos en el aeropuerto JFK de Nueva York.

Contrariamente a lo que sucede en EEUU, la UE no concede inmunidad 'antitrust' a estas alianzas, pero sí debe garantizar que las reglas de competencia se respeten independientemente de que exista un acuerdo de 'cielos abiertos' entre la UE y EEUU, por lo que Bruselas debe investigar antes de oficio la operación, lo que no significa que tenga "pruebas concluyentes" de una infracción sino únicamente que dará prioridad a estos casos.

El Ejecutivo comunitario ya abrió en abril una investigación sobre este pacto por considerar que el acuerdo era "mucho más amplio" que el habitual entre compañías de una misma alianza. Las tres compañías presentaron entonces sus alegaciones.

El propio presidente de Iberia, Antonio Vázquez, señaló recientemente que confía en lograr el visto bueno de Bruselas que las tres compañías desean y auguró que con el acuerdo de 'cielos abiertos' se abrirá el sector no sólo a los aviones sino a los capitales en un contexto de concentración. Preguntado además sobre si la fusión de Iberia con BA, que sigue su curso, sienta las bases para futuras alianzas, llegó a decir que operación "sólo es el primer paso" y que "está por ver" los posibles pasos en un futuro.