La dirección de Repsol YPF y representantes de los sindicatos FITECA-CCOO y FIA-UGT firmaron hoy el V Acuerdo Marco de la compañía, en el que establecen garantías de estabilidad en el empleo para los 17.000 empleados de la compañía hasta 2010. El acuerdo, válido para 2009 y 2010, establece también el mantenimiento del sistema de jubilación parcial ya establecido y el contrato de relevo con contratación indefinida, informó hoy CCOO en un comunicado. Además, fija un incremento salarial del 2,6 por ciento para 2009 y del IPC más 0,75 puntos para el año que viene, al tiempo que reduce a dos años el tiempo de permanencia en el nivel de entrada para los nuevos ingresos.