El parqué norteamericano abre al alza haciendo caso omiso a que las cifras de PIB trimestral finalmente hayan salido por debajo de las estimaciones. La causa de que Wall Street se haya decantado por el traje verde la volvemos a encontrar en Europa y en las alzas en las plazas de este lado del Atlántico. El Dow Jones avanza un % hasta los puntos, el Nasdaq un 2,44% y el S&P 500 un 1,92%. En el mercado de materias primas, el petróleo sube hasta los 71,66 dólares el barril, mientras que el euro en el mercado de divisas pierde otra batalla frente al billete verde y cae a los 1,22 dólares.
Un día más, Wall Street se deja llevar por la marea que baja o, mejor dicho, sube desde Europa. Las alzas en la renta variable del Viejo Continente animan a los inversores norteamericanos y eso que los datos de PIB del primer trimestre del año han desinflado las expectativas de los expertos. Se esperaba que la economía estadounidense hubiera aumentado un 3,2% entre enero y marzo pero finalmente creció a una tasa anual ajustada por factores estacionales del 3,0%. Aún así, estos datos mostraron un que las ganancias corporativas crecieron un 9,7%, frente al ascenso del 8,2% del cuarto trimestre de 2009.

Por otro lado, los datos semanales del mercado laboral reflejan un descenso del paro. En la semana que dejamos el número de estadounidenses que pidieron recibir subsidio por desempleo se redujo en 14.000 hasta las 474.000 personas. Si bien, los expertos esperaban un mayor recorte, hasta de 16.000 personas.

En el apartado empresarial, las cuentas de Costco, Heinz y Tiffany han sorprendido gratamente al mercado. La primera multiplicó por 46 sus ganancias hasta los 306 millones de dólares, después de que las ventas aumentaran un 13%. Las acciones de la compañía hoy suben un 3,73%. Con respecto a la empresa alimentaria, los beneficios crecieron un 9,9% hasta los 192,4 millones, superando las expectativas. Aún así, este jueves el valor cede un 0,29%. La empresa famosa por sus diamantes, Tiffany, duplicó sus ganancias hasta los 64,4 millones, lo que hecho que su proyección de beneficios para este 2010 haya aumentado de 2,55 dólares por acción a 2,60. Parece que el consumo repunta y los artículos de lujo recuperan el consumidor que se guardaba los cuartos por miedo a la crisis. Tiffany hoy se dispara un 6,97% en el NYSE.

El Estado americano ha informado de que vendió 1.500 millones de acciones de Citigroup, lo que le granjeó hasta 6.200 millones de dólares de ganancias. Además, el Gobierno declarado que seguirá deshaciéndose del 27% de participación que tiene en la entidad como contrapartida de los fondos TARP que donó a la financiera. Citigroup hoy repunta un 3,63%.