El Euro Stoxx 50 cierra sumando un 0,8% a 2.914,0 puntos tras positivas noticias corporativas y unos datos de ventas de vivienda en Estados Unidos mejor de lo esperado. Los inversores tienen todavía un ojo puesto en lo que le ocurra a Grecia, aunque Nick Serff de City Index indica que esto está causando más volatilidad para el euro, más que en las acciones europeas.