El euro-dólar enfilado hacia niveles de 1.36 y tornando la tendencia semanal a alcista. Tal y como comentamos hace semanas, los retrasos en fuertes periodos de capitalización no se habían cumplido y por tanto el precio descontaba este nivel antes de enfilar la tendencia definitiva del año.
Tenemos una potente vela alcista a cierre de la semana anterior, que empuja fuertemente al precio hacia el nivel de referencia situado en 1.36.

Obsérvese en la gráfica como el precio está dibujando un H-C-H inverso que en principio descuenta niveles incluso de 1.40. Se venía advirtiendo de las previsiones bajistas precipitadas en el cruce eurusd a pesar de que el precio a largo plazo mira claramente hacia el mínimo del canal bajista o por debajo de 1.20. No sería la primera vez que un cruce en clara tendencia alcista rompe con patrones bastante nítidos arrancando si cabe con más fuerza hacia la dirección contraria. Durante esta semana, el cruce debería retrasar a la zona de 1.3370 y a partir de aquí se pueden abrir posiciones en largo en 1.3390 con objetivo 1.3520. Colocaríamos el stop loss en 1.3260, teniendo de esta forma un risk-reward de 1. El cruce se soporta bien arriba de 1.33.

Gráfica euro-dólar




Se abre una perspectiva semanal alcista que debe llevar al cruce en el corto plazo hacia los 1.36, como se observa en la gráfica, son niveles que coinciden con el 61% del retraso del último rally bajista.