España experimentó en 2008 el mayor incremento en la cifra de insolvencias empresariales a nivel mundial al registrar un total de 2.528 procesos, lo que representó un incremento del 187%, según un estudio elaborado por la compañía de seguros de crédito Euler Hermes. Asimismo, el informe pronostica que las insolvencias de empresas españolas aumentarán un 58% este año, un repunte que sólo será más acusado en Países Bajos (+75%), Hong Kong (+71%) y Noruega (+66%). A nivel mundial, las insolvencias empresariales registraron un aumento del 27% en 2008 debido a la desaceleración de la actividad mundial en el primer semestre, lastrada por la explosión de precios de las materias primas, para después sufrir una fuerte caída en la segunda mitad del año, lo que se tradujo en una degradación rápida de la situación financiera de las empresas, un incremento de sus dificultades de pago y, al final, un enorme aumento de las insolvencias, en particular durante el cuarto trimestre.